La manera de hacer política ha cambiado. Las plataformas digitales han tomado el bastión de la imagen pública. 

Tu imagen digital blinda tu reputación con la base del contenido que generas y las relaciones e interacciones que construyes con tu público. Es por ello que resulta cada vez más complejo diferenciarse, conectar, crear contenido y generar una propuesta de valor que le guste a tus seguidores. 

Por lo tanto, una figura política con presencia en redes sociales genera la percepción de estar a la vanguardia y garantiza que su imagen sea consistente, creíble, relevante, diferente y memorable. Recuerda que la imagen política es la herramienta de comunicación para conectar con los electores y ciudadanos, por ende, hay que gestionarla para que proyecte y transmita un mensaje coherente entre aquello que se muestra, lo que se dice y lo que se hace.

Presencia en redes sociales

Actualmente, los usuarios de internet pasan un promedio de dos horas y 27 minutos al día conectados a plataformas digitales. Hoy en día casi un 60% cuenta con acceso a las redes, con un perfil en Facebook, Instagram, Twitter y TikTok. El tiempo que los usuarios dedican a estas aplicaciones ha fomentado que las marcas personales y políticas empezarán a trabajar más a fondo cómo llegar a ellos desde estos canales.

Las redes sociales son la ventana perfecta para posicionarte. Los usuarios pueden sentirse más cercanos a ti, a tu mensaje y a tu imagen política gracias a ellas. Por lo tanto, un candidato o figura política que no cuente con un perfil optimizado en ellas está perdiendo la oportunidad de llegar a mucha audiencia. Ya que no solo basta estar presente en estos canales digitales, sino que además debes tener una buena estrategia digital que te permita aumentar tu posicionamiento, conectar emocionalmente a través del storytelling y medir los resultados frente a tus competidores.

Por eso acá te comparto 5 tips para optimizar tu imagen política en redes sociales.

1. Estrategia de contenidos / Plan de contenidos para cada red social:

Es importante realizar un análisis de cómo funciona cada una y sus formatos de publicación. Los usuarios que hacen vida en Facebook no son los mismos que postean frecuentemente en Instagram o los que se pasan el día tuiteando. Tu plan de redes sociales debe constar de tácticas para cada canal de redes sociales en el que esperas tener presencia. De esta manera tendrás un planner de contenidos para Twitter, Facebook, Instagram, TikTok, entre otros. Lo más recomendable es estar presente y activo en al menos en tres plataformas digitales.

2. Biografía atractiva:

Lo primero que ven las personas en tu perfil es la biografía. Esta es tu carta de presentación, la primera oportunidad de causar una buena impresión. Una buena biografía debe contestar preguntas como: ¿quién eres?, ¿qué haces?, ¿qué te apasiona?, y ¿cómo me pongo en contacto contigo?

Tu biografía debe poseer un nombre de usuario sencillo, disponible en varias plataformas y que represente tu esencia como candidato o figura política. En el caso de Instagram las historias destacadas son fundamentales, en Facebook tu información personal bien explicada y una foto de portada agradable se destacará por encima de los demás. En Twitter, algo muy sencillo, claro y simple es la clave para una biografía exitosa.

3. Genera conversación digital:

La mejor manera de conectar con tus posibles electores es interactuando con ellos, les brindas confianza, seguridad y de esa manera empatizan con los valores, percepciones y mensajes de tu marca política. Esto se traduce en relaciones duraderas, sustentables y profundas, basadas en el contenido que compartes con ellos. No se trata de ti, ahora se trata de todos.

Responder sus comentarios, invitarlos a ser parte de lo que publicas, responder a los post de otras personas incluso si no te mencionan, retuitear o enlazar publicaciones son algunas de las técnicas para mejorar el engagement en tus redes sociales.

4. Exprime los recursos audiovisuales:

Mientras más herramientas audiovisuales adaptes a tu contenido y utilices mejor será. Recuerda que lo visual es atractivo, si es para Facebook combina una imagen de calidad o un meme con un texto sencillo pero completo. En el caso de Instagram, los carruseles con contenido político de valor son claves. 

Los videos son la tendencia que más auge tiene en la actualidad; los videos verticales para Instagram Reels y TikTok son formatos donde puedes crear grandes videos de manera orgánica pero aportándole valor a tu imagen política. 

Y en el caso de Twitter los hilos que enganchan son un plus para tus lectores, eso sin contar que puedes organizar Spaces donde respondas o converses de temas en torno a tu campaña o al nicho que domine tu marca política.

5. No le tengas miedo al ensayo y error:

En medios digitales, la innovación y la irrupción de nuevos formatos y contenidos están a la orden del día. Puedes analizar a tus adversarios o cuentas afines por medio del benchmarking político para mejorar tu contenido o la manera en que te proyectas en las redes sociales, pero siempre siendo original, dándole tu sello personal a cada publicación.

Tu imagen política tiene que marcar la diferencia y generar contenido útil e informativo para tu público. Puedes apoyarte de las tendencias que surjan pero sin abusar del recurso. La idea es que transmitas una imagen política natural, que genere credibilidad y que conecte con muchos seguidores que pueden transformarse en posibles electores. 

Poniendo en práctica estos 5 tips estarás bastante encaminado para que tu imagen política luzca fresca, optimizada y atractiva. 

Recuerda que no se trata de abarcar todas las redes sociales, sino de tener presencia constante, ser diferente, generar valor y confianza con tu público, para que tu imagen política tenga un crecimiento fluido y constante en redes sociales. 


Leer también: Tecnopolítica en campañas + 4 apps para ponerla en práctica